Los recomendables del Gurú de Biwenger de la Jornada 16

Oblak (ATLETICO):

A priori apostar por Oblak en las últimas temporadas no tiene ningún mérito, pero esta temporada está siendo una de las grandes decepciones para Biwenger. Es verdad que los cambios que ha sufrido el Atletico de Madrid esta temporada en defensa han afectado a los goles en contra del equipo. Oblak no ha realizado todavía demasiadas intervenciones decisivas, así que valorando su calidad, su precio actual y el potencial ofensivo del Villarreal confío en una gran actuación de esloveno.

Jules Koundé (SEVILLA):

El internacional francés llegaba al Sevilla este verano para ser el referente en la defensa hispalense, sin embargo, su adaptación ha sido más lenta que la de Diego Carlos que ya ha explotado. El francés ha entrado en el equipo de una forma más lenta. Su rendimiento ha dado un pequeño salto en los últimos partidos y confío en el trabajo que pueda desempeñar en el Sadar este fin de semana.

Kiko Olivas (VALLADOLID):

El Valladolid está siendo más fuerte en defensa que en ataque y recibe esta jornada al equipo de moda del fútbol español. La Real Sociedad está realizando un juego de ataque veloz y directo que está causando grandes problemas a los equipos rivales. Desde que el defensa malagueño se recuperara de su lesión ha realizado muy buenas actuaciones dando consistencia  a la retaguardia.

Pape Cheikh (CELTA):

Con el cambio de entrenador el jugador nacido en Senegal ha ganado en confianza y el equipo está mostrándose más fiable a nivel del centro del campo. Está recuperando una cantidad importante de goles y lanzando al equipo en contrataques para los jugadores más veloces del equipo . Este jugador desde luego está en progresión y su desarrollo máximo está por llegar.

Iñaki Williams (ATHLETIC):

El delantero vasco está empezando a puntuar bien en sistema de puntuación As, algo que no ocurría con él cuando no marcaba tantos. Se le ve en un estado de forma bastante bueno y ante un Betis que está empezando a mejorar en juego podrá tener nuevas ocasiones. La defensa bética es bastante lenta en su parte central, no así en los laterales que ambos son dos puñales. Si es capaz de encontrar la zona del campo que le permita moverse con espacios, será un éxito para Iñaki.